sábado, 1 de octubre de 2016

TDAH, ORDEN Y CALIDAD DE VIDA

Los pacientes con TDAH adultos tienen afectado  las funciones ejecutivas, entre otras cosas son la causa de que los pacientes sean desorganizados y desordenados por lo general. El tratamiento farmacológico poco  puede hacer y en este sentido, y psicoeducación sobre el tdah e intervención por parte del psicólogo o pedagogo es esencial. En familias bien estructuradas y ordenadas facilitan la vida al paciente con tdah y pueden que aprendan a ser ordenados y mantienen esta virtud del orden porque mejoran la clínica de su tdah y su sensación de bienestar. Me gusta ponerles este chiste a los pacientes cuando les explico esta parte del tdah , que con un tono de humor es muy gráfica de como les cuesta el orden o viven su orden de una forma especial. Normalmente me dicen que en su desorden ellos saben donde estas las cosas.


  Leo un artículo en un periódico de tirada nacional y  que me ha parecido curioso y practico por otro lado.
En el artículo  se puede leer “La pereza, la falta de tiempo o la dejadez son las principales razones por las que posponemos las tareas del hogar. También, detrás de muchas casas desordenadas hay estados de animo que invitan a dejar cualquier cosa en cualquier sitio.”
 La pagina  www es una pagina para la contratación de servicios de limpieza online,  pretende demostrar que existen causas emocionales que llevan a posponer las tareas del hogar o a acumular objetos en desuso como ropa, juguetes, revistas o catálogos, etc... Para ellos ha hecho un estudio que dice que el desorden no es una consecuencia 100% directa de dejadez o falta de tiempo, sino que alberga algunas razones emocionales.

Bueno hasta ahora lo que dice este artículo, encaja perfectamente en la clínica de un adulto con déficit de atención e hiperactividad.  El artículo del periódico refiere que existe una relación directa entre el estado de ánimo de una persona y el desorden en su casa, afirma este estudio. Y  nos clasifica unos problemas de desorden desde una perspectiva diferente que me ha parecido interesante tener en cuenta para facilitar como por donde podemos empezar a ordenar nuestra casa. Os la paso y os la comento al mismo tiempo.


1.   Desorden nuevo:
Es el desorden de cosas que se han usado recientemente y no se han devuelto a su sitio (ropa, juguetes, zapatos, etc…). Esto significa que la persona «no está enfocada en lo que realmente se debe hacer y tratar de realizar demasiadas cosas a la vez». «Organizar de forma inmediata este tipo de desorden ayuda a centrarse y ser efectivo en la vida diaria». En el blog en varias entradas hemos hablado de esto y de recursos para poder vivir la virtud del  orden. Con una frase corta os diría “que cada cosa ha de estar en sitio y tener un sitio para cada cosa” Para evitar dar vueltas ante de salir de casa antes de salir y tal vez incluso tener que volver a casa para coger algo que nos  hemos dejado, nos hemos dejado, os he recomendado tener un “vacia-bolsillos” o un cajón en la entrada de la casa, por ejemplo donde dejamos todo lo que tenemos en los bolsillos, llaves de casa y coche, encendedor, tabaco, tarjetas y monedero etc. y cuando tenemos que irnos  antes de salir vamos al  vacia-bolsillos o al cajón donde lo metimos y así nos evitamos perder el tiempo buscando cosas o olvidándolas en casa ( en el caso de las mujeres, como me dijo una paciente lo arregla fácilmente porque su bolso es su vacia-bolsillos y solo lo que ha de hacer es dejar el bolso en el mismo sitio. Con este recurso  y dejar casa cosa en su sitio evitamos (el abrigo colgado en la percha el libro de lectura una vez terminado de leer lo dejamos en la estantería de los libros, etc) de esta forma evitamos el “desorden nuevo” y mantenemos la casa ordenada. Por otro lado he comprobado que los pacientes que tienen la casa ordenada tienen una sensación de bienestar o felicidad, este bien estar se produce al tener la situación más controlada , al tener la sensación de que domina la situación y que la clínica de su tdah respecto al orden es controlada.

2.   Desorden antiguo:
Objetos que se acumulan por desuso desde hace tiempo y se encuentran amontonados en el ático, garaje, armarios, papeles y revistas o ropa que ya no se usa.  El articulo dice que se e trata de «emociones pasadas que tienen mucha fuerza en el presente». No lo creo, pero ¡seamos prácticos!, cuantas cosas guardamos por si un día nos hace falta. Lo mejor es regalar o venderlo por las plataformas de la red todo aquello que no usamos.

Para evitar el desorden en casa y que repercuta en la vida diaria,  tenemos estos seis consejos:

1. Deshacerse de los objetos más grandes en desuso, lo primero.

2. Recoger todas las revistas, catálogos o periódicos en una bolsa o similar. (Cada cosa en su sitio y un sitio para cosa)

3. Sacar del armario 10 prendas que no se hayan usado en el último año. Todos los años con el cabio de temporada es el momento ideal para hacerlo y guardar para el año próximo lo que verdad vamos a usar y desprenderse de lo viejo o lo que no vamos a usar.

4 repasa los artículos que tienes de limpieza o de comida en la despensa, y veras que tienes exceso de un producto o comida,  la solución es agruparlos y tomar nota para no comprar hasta su consumo
5.Despejar las mesas (escritorio  cocina, del comedor, etc…)

6.Devuelve todo lo que te hayan prestado y no uses.


Los pacientes con TDAH, son desorganizados, pero pueden ser ordenados, cuando son ordenados mejoran su calidad de vida, por ello el esfuerzo de mantener un orden, la rutina y recursos mejoran la calidad de vida del paciente

No hay comentarios: